Cómo la industria del azúcar manipuló nuestras dietas

Desde hace un tiempo a esta parte parece que algo está cambiando en las directrices dietéticas que recibimos de instituciones, organismos oficiales, médicos y otros profesionales de la salud. A estas alturas a nadie le sorprende ya que le digan que el azúcar es el principal responsable de una gran parte de la epidemia de obesidad, diabetes y enfermedades cardiovasculares en nuestro medio. Pero, ¿cómo es posible que hayamos vivido hasta esta época basando la alimentación en productos azucarados y culpando de nuestros males a las grasas en lugar de al azúcar? El haber estado tan equivocados no es posible que sea una casualidad.

Un reciente estudio de la Universidad de San Francisco es otro más de los muchos que nos explican cuál es el motivo de esta desinformación en torno al azúcar. El estudio presenta evidencias de cómo hace casi 50 años, la industria del azúcar manipuló y enterró los resultados de los estudios al ver que indicaban que el azúcar tenía repercusiones negativas sobre la salud.

Los autores del estudio tuvieron acceso a los resultados preliminares de los estudios sobre el azúcar de 50 años atrás y observaron cómo habían sido manipulados con el fin de proteger intereses comerciales e influenciar en las regulaciones y en la opinión públicas.

Según este estudio, la Fundación para la Investigación del Azúcar (SRF) inició una investigación en1968 llamada “Proyecto 259” para estudiar en animales el efecto de la sucrosa (azúcar de mesa) en la salud. Cuando vieron que los resultados indicaban los efectos negativos sobre la salud cardiaca y el cáncer de vejiga, la SRF suspendió el estudio en 1970 y nunca publicó los resultados.

Según Cristin E. Kearns, por esta época, la SRF ya había probado que las calorías procedentes del azúcar y las de los almidones no tienen el mismo efecto metabólico. Sin embargo, su posicionamiento público desde entonces hasta ahora ha sido que todas las calorías se crean igual.

Los autores del estudio han descubierto documentos que demuestran que la SRF trabajó estrechamente con científicos especializados en nutrición para forzar la asociación entre enfermedad y grasas y negar cualquier efecto negativo del azúcar. Incluso parece ser que fundaron una sección de revisión en la revista New England Journal of Medicine para bloquear todas aquellas evidencias que apuntaran al azúcar como culpable.

La Asociación Azucarera Americana, un grupo empresarial vinculado a otros similares en el resto del mundo, ha negado categóricamente desde entonces cualquier efecto negativo metabólico del azúcar más allá de su efecto calórico.

En el nuevo estudio los autores también encontraron que, hace casi cinco décadas, los investigadores ya habían encontrado la asociación entre consumo de sucrosa, alteración del microbioma intestinal y el aumento de los triglicéridos. Además, por aquel entonces ya se había encontrado que el consumo de sucrosa podía aumentar la incidencia de cáncer de vejiga a través de la estimulación de una enzima llamada beta-glucuronidasa. Si los resultados hubieran sido publicados, el azúcar de mesa habría sido catalogado como un potencial cancerígeno.

En palabras de uno de los investigadores, el Dr. Stanton Glantz, “Este caso es una muestra más de que, como la industria del tabaco, la industria del azúcar tiene una larga historia de ocultación de evidencias científicas que no apoyan a sus intereses económicos.”

Anuncios

2 comentarios en “Cómo la industria del azúcar manipuló nuestras dietas

    • Hola Jesús, no, no todos los azúcares son iguales. Su efecto metabólico depende de algo que llamamos su densidad en carbohidratos. Cuanto mayor sea esta, mayor es el efecto metabólico y peores sus consecuencias sobre la salud. Azúcares presentes en alimentos que llamamos celulares, tales como los de las frutas, los de los tubérculos, los de las verduras, no pueden superar el 23% de su composición, esto representa un perfil favorable frente aquellos procedentes de alimentos acelulares, harinas, cereales procesados, azúcar de mesa…
      Espero haber resuelto tus dudas. Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s